miércoles, 1 de octubre de 2008

Lai, lo, la, lo

La cacofonía de la life long learning aragonesa, me empieza a sonar a la canción de Kiko Veneno: volando voy (¿por qué sera?).
Hoy hemos tenido reunión de dos grupos de trabajo para intentar desarrollar dos aspectos que al Consejo le parecen fundamentales:
a) La elaboración del Censo que es un mandato de la L.E.P.A.

b) La elaboración de unas estrategias de difusión que:

b1) Den a conocer los programas de Aprendizaje Permanente que existen
b2) Inculquen en administración y administrados que El aprendizaje a lo largo de toda la vida es un derecho de todos los ciudadanos sin distinción de edad. "El futuro empieza hoy" No importa si se tienen 20, 30, 40, 50, 60, 70, 80. No importa si se es hombre o mujer. No importa si es un staff directivo o si es un desempleado. No importa si nació aquí o a dos mil kilómetros.

1 comentario:

603534 dijo...

Estoy de acuerdo en que no hay edad para aprender, conozco un grupo de mujeres mayores de 60 años en un pueblo que va a clases de alfabetización. Las veo ir a la escuela (como dicen ellas), con sus cuadernos, contentas y felices por tener la oportunidad de poder retomar una educación que las circunstancias les hicieron abandonar. Ojalá, todos tuvieramos las mismas ganas y oportunidad de seguir aprendiendo.